VAMOS A PESCAR XURELO

Conocida en Galicia con el nombre de xurelos, chicharros, chinchos, xixís (los juveniles) xurelos de bola o xurelas. Asturias chicharru. Español Jurel, Escribano, Jurel negro, Chicharrón. Catalán-Valenciano: Sorell. Vasco Txitxarro arrunta. Francés Chinchard commun. Inglés Atlantic horse mackerel.
El chicharro, jurel o escribano (Trachurus trachurus) es una especie de pez perciforme de la familia Carangidae; que vive en aguas saladas y en zonas profundas, entre los 200 y 300 metros de profundidad. Es un pez azul distribuido ampliamente por el Atlántico norte desde Senegal hasta Islandia, y por todo el Mediterráneo.

Es un pescado azul de calidad aceptable ya que, aunque su carne resulta muy sabrosa, es muy difícil de conservar fresca y pierde su buen sabor al cabo de algunas horas de haber sido pescado. Desde el punto de vista gastronómico, suelen ser preferidos los chicharros pequeños o bien el adulto.
Es muy utilizado en el Principado de Asturias, el País Vasco y en las Islas Canarias, habitualmente frito, como comida tradicional, usualmente acompañado de papas guisadas, queso blanco y mojo colorado. Debido a que está tradicionalmente considerado como una comida pobre, o de pobres, aunque esto ya no sea así hoy en día, surgió la costumbre en el pasado, por parte de los habitantes de San Cristóbal de La Laguna de menospreciar a los pescadores de aquella época del puerto de Santa Cruz de Tenerifellamándolos "chicharreros", que se ha convertido hoy en el gentilicio informal pero más usual y un sinónimo de orgullo de los santacruceros.
En las poblaciones del interior de España (Castilla) es costumbre preparar chicharro en escabeche, en algunas ocasiones servidos en latas.

COMO RECONOCERLO.-Pez de cuerpo fusiforme, alargado, que llega a los 30 - 60 cm de longitud. Cabeza de perfil afilado, con la mandíbula inferior ligeramente más larga que la superior. Boca amplia con los dientes pequeños en las mandíbulas, vómer, palatino e incluso en la lengua. Escamas pequeñas, cicloideas, caedizas, y sobre la linea lateral 64 - 76 más grandes (escudetes), con un espolón apuntando a la parte posterior, y que en la zona caudal forman una especie de quilla especialmente en los adultos. La linea lateral es característica, ya que es, ya que es paralela al dorso y muy cercana a este hasta el final de la primera aleta dorsal, donde desciende hasta la parte media del flanco hasta el fin del cuerpo; desde el inicio de la primera dorsal a los radios 23 - 31 de la segunda. Primera dorsal con 1 + 8 radios espinosos y segunda con 1 radio espinoso pequeño y 28 - 34 blandos; anal con 2 + 1 espinosos y 25 - 33 blandos. Color gris o verde azulado en el dorso y flancos claros; en el angulo superior del opérculo una mancha negra; aletas con tonos azules. Tamaño 50 cm, peso 1,5 kg

RESUMIENDO.- Perteneciente a la familia de los carángidos, es un pez gregario y buen nadador, de cuerpo estilizado y comprimido, con un estrecho pedúnculo caudal y pectorales alargadas. De la cabeza a la cola, tiene una línea lateral muy alargada, arqueada y sinuosa, formada por grandes escamas óseas en forma de escudos. Su coloración va del de gris oscuro al negro en la cabeza y la parte superior del cuerpo; gris verdoso o azulado plateado en los flancos y casi blanco en la parte del vientre. Tiene una mancha oscura en el opérculo o borde de oreja y unos ojos grandes, con un párpado adiposo bien desarrollado. El hocico es puntiagudo con mandíbula superior moderadamente ancha, que va hasta debajo del borde anterior del ojo y con la inferior ligeramente prominente. Boca grande con dientes pequeños. Dos aletas dorsales bien distintas y de diferente tamaño, la primera formada por 8 espinas y la segunda por una sola espina de 29 a 33 radios. También tiene dos aletas ventrales.

REPRODUCCIÓN.- Es parecida a la de otros muchos pescados. Es decir, en la época de la puesta de huevos, la freza, las hembras se trasladan a las costas y bahías donde las temperaturas son más elevadas. Los embriones del jurel se encuentran en un saco vitelino con lípidos, necesario para sobrevivir. Se posan en las superficies. Una hembra puede poner más de 140.000 huevos en cada puesta y, las larvas suelen medir 1 mm y medio de diámetro al nacer en la superficie de los que surgen larvas de 5 mm que adquieren  la apariencia adulta rápidamente. Tardan muy pocas semanas en formarse y ser un chicharro pequeño. Los juveniles suelen buscar la protección de barcos o incluso los tentáculos de medusas, de las cuales aprovechan además los restos de sus presas

QUE COME.- Su alimento principal se basa en el plancton, aunque también come alevines de otros peces así como crustáceos o moluscos. Se alimenta de pequeños animales, pero los ejemplares grandes atrapan peces, sobre todo clupeidos.

DONDE VIVEN.- Vive en alta mar, en suelos blandos arenosos, formando grandes bandadas o bancos migratorios; a profundidades de 100 a 200 m, y a veces hasta 600 m, aunque en verano puede aparecer próximo a la costa, e incluso aflorar a la superficie. En invierno descienden a las profundidades de la plataforma continental. Realizan además una migración diaria, estando durante las horas de luz cerca del fondo o a profundidades medias y ascendiendo durante la noche a la superficie, para alimentarse. Se encuentra en el Atlántico Oriental: Desde Noruega hasta Sur África, también en el Mediterráneo.

INDICACIONES PARA LA PESCA.- Profesionalmente, suele pescarse con diversas técnicas de anzuelo; palangre de calado vertical, líneas de mano y caña. En grandes cantidades con artes de cerco y otras redes propias para la pesca de sardina y caballa, atraiéndolos con luz artificial, asimismo con trasmallos y boliches.
Los aparejos usados para cada especie son muy variados y cada maestrillo tiene su librillo. De modo que me ceñiré a los aparejos más usados por los pescadores
http://tintorero-wwwartesdepesca.blogspot.com.es/2010/01/vamos-pescar-cicharro-o-jurel-2-parte.html

En la pesca deportiva. Los aficionados desde la costa, en espigones y puertos la acostumbran a pescar con boya deslizante, cañas 3 ó 4 metros ligeras, se puede cebar la zona con restos de pescado triturados mezclados con arena. Anzuelos del 6-7, la mejor época en primavera y verano .Cebos: Todo tipo de gusanos marinos, norte, rosca, coreano, etc., trocitos de sardina.
Aparejos para especies de superficie debemos tener en cuenta que; cualquier boya pesca pero la boya a usar deberá ser aquella que nos permita conseguir el lance deseado.

* Una boya fina y alargada o fina y corta nos limita a la hora de lanzar pero es más sensible a la picada
por lo tanto es mas efectíva que una Gruesa y Alargada o Gruesa y Corta.
* Una boya gruesa y alargada o gruesa y corta nos permite grandes lances y a veces es necesaria ya que nos permite llegar a lugares que no podríamos con una fina pero debemos evitarla en lo posible para lanzar cerca ya que el chapoteo espanta los peces y además es menos Sensible que la fina.

¿Cuando usaremos la gruesa?
* Cuando el mar está fuerte, con mucho viento o por la necesidad de lanzar lejos y para pescas específicas como; la Vieja, depredadores, la pesca de boya corrediza y cuando pescamos desde mucha altura.Desarrollada en espigones y puertos; o en playas, al Surf-Casting. Para este tipo de pesca se utilizan cañas de 3 a 4 metros, ligeras para el uso de boyas deslizantes junto con anzuelos de 6 ó 7. Allí donde se pueda, conviene cebar la zona con restos de pescado triturado, que se mezclarán con arena. La mejor época para la práctica de este tipo de pesca es durante la primavera y el verano.

Tipos de Aparejos y Especies
* Con cualquier aparejo a usar podemos capturar cualquier especie pero la efectividad se multiplica cuando usamos el más adecuado.
* El largo de las cobradas o comederos donde van los anzuelos en los lances con plomo abajo le daremos como mínimo 1 m o metro y medio, Si el tirado completo supera los 5 m mejor darle un poco más.
El lanzado de boya sin contrapesar con doble Anzuelo es el lanzado más común y es efectivo con cualquier especie de superficie y algunas de fondo como; Galanas, Sargos, Catalufas, Chopas Rayadas, Bogas, Lebránchos Jureles, Salemas, Caballas, Sardinas, Palometas, viejas, Seifíos, Doradas, Lubinas, Mojarras, Roncadores, Etc. Siempre que usemos anzuelos, Nylón, engodo y cebo adecuados para ciertas especies.

* Las características de los accesorios usados en el lanzado de boya sin contrapesar con doble anzuelo son las mismas para todos los demás lanzados.
* El lanzado de boya sin contrapesar para zonas muy rocosas, también es uno de los más usados por los pescadores y al llevar casi todo el plomo en la parte superior, es más difícil de enrocarse. Este lance es más efectivo ya que el plomo a penas se ve y los peces pican más confiados
* Es efectivo con cualquier especie de superficie y algunas de fondo como; Galanas, Sargos, Catalufas, Chopas Rayadas, Bogas, Lebránchos Jureles, Salemas, Caballas, Sardinas, Palometas, Seifíos, Doradas,
Lubinas, Mojarras, Roncadores, etc. Siempre que usemos anzuelos, Nylón, engodo y cebo adecuados para ciertas especies.

El lance de boya contrapesada de un solo hilo también es muy usado por los pescadores ya que es el más efectivo de todos, debido a que todo el plomo se encuentra pegado a la boya, por lo que los peces solo ven el cebo.
* Es efectivo con cualquier especie de superficie y algunas de fondo como; Sargos, Catalufas, Chopas Rayadas, Bogas, Lebránchos, Palometas, Jureles, Salemas, Caballas, Sardinas, Seifíos, Doradas, Lubinas,
Mojarras, Roncadores, etc. Siempre que usemos anzuelos, Nylón, engodo y cebo adecuado para ciertas especies e inclusive depredadores usando cebo vivo o muerto y cable de acero en los anzuelos. Pero este lance es sobre todos el mejor para Galanas y Palometones.

Desde embarcación: Sobre fondo de arena, desembocaduras de rías Los mismos cebos que desde orilla. Caña de 2 a 3 metros, acción 20-50 gramos sedal de 0,20 a 0,30 mm. Anzuelo 6-7.
Pesca al volatín. Para obtener resultados en la pesca desde embarcación, deberemos buscar fondos de arena; por lo que las desembocaduras de los ríos aparecen como lugares ideales. Utilizaremos cañas de 2 a 3 metros, con acción de 20-50 y anzuelos de 6-7.

Pesca Submarina.-
Arte de la pesca al acecho: es un tipo de pesca submarina, donde el pescador se mantiene en todo momento pendiente de este pescado y, de aparecer, lo atrapa. Es una pesca muy antigua, se podría decir que es una de las técnicas de pesca más antiguas que existe. Esta técnica se conoce también como pesca a la india, y lo principal es la paciencia para esperar a que el pez, en este caso, el jurel, se encuentre cerca para disparar el arpón.

Arte de pesca a la espera: Es otro tipo de pesca submarina, también es protagonista la discripción y el sigilo ya que se trata de permanecer a la espera, valga la redundancia, hasta que tengamos posición de tiro. Dentro de este arte existen cuatro modalidades: Al depredador, una de las formas utilizadas para el jurel dentón; al paso, que se trata de saber el recorrido que hace habitualmente la presa; en superficie y en araña.

La pesca más fácil y productiva se practica al jigging ligero, con tracas de plumas pequeñas, sabiki, sobre los jigs, las siendo una divertida alternativa en el invierno Mediterráneo, buscado las cebas de las obladas, bajo las que suelen situarse o bien puntos rocosos entre 7 y 20 metros, debiendo buscarlos mucho más hondos durante el resto del año.
También es frecuente la práctica de las capturas a spinning tanto desde orilla como desde embarcación, y si los encontramos comiendo en superficie, atacarán literalmente cualquier cosa que se mueva en el agua, pues se muestran muy agresivos, ofrecen una lucha muy entretenida. No es recomendable forzar mucho el combate ya que la boca que tienen es membranosa y se desgarra con facilidad.

Se pueden usar señuelos de superficie, pequeños poppers, paseantes o hélices con equipos ligeros. En invierno cuando aún el agua está fría y no suben a la superficie, se debe usar una pequeña cuchara ondulante o jigs de plomo ligeros pescándolos entre dos aguas.
El curican ligero es otra alternativa, realizando una lenta cacea de profundidad con pequeñas cucharillas onduladas, anguillones o la ristra de plumillas.

Para disfrutar pescando jureles lo mejor es utilizar cañas de spinning o bien cañas de curricán ligero, de no más de 5 libras. Si existe la posibilidad de enganchar especies de mayor tamaño pueden emplearse cañas de 10 libras que permiten hacer frente a posibles eventualidades.
Los carretes, tanto de tambor giratorio como fijo, deben estar proporcionados con la caña, por lo que tendrán un libraje similar.
El sedal de la línea principal tiene un diámetro de 0,30 milímetros. El terminal, de fluorocarbono, puede ser de 0,15 milímetros de diámetro. El curricán de fondo, al utilizar plomadas, requiere sedales más resistentes (línea principal de 0,40 milímetros y bajo de fluorocarbono de hasta 0,30 milímetros).
Señuelos: anguilones y peces artificiales, los mejores

El jurel no es un pez desconfiado y ataca a distintas clases de cebos artificiales: plumas, pulpitos, diversos tipos de peces artificiales, vinilos, anguilones y cucharillas. Sin embargo, hay tres que sobresalen por el número de capturas obtenidas. Son el anguilón, que es el cebo por excelencia del chicharro, el pez artificial (en especial el pins magnet) y la cucharilla.
El pez artificial tipo minnow, de hasta 9 centímetros, de color plateado, azulado o verdoso es muy eficaz con los jureles. El mejor, sin duda, es el pins magnet de Yo-Zuri de 7 centímetros y color plateado. Por cada aparejo va un pez artificial.

Los anguilones que proporcionan más capturas, son los de color azul o blanco de entre 6 y 9 centímetros. Son muy apreciados los de la firma Raglou, por sus excelentes prestaciones. Pueden ir varios en un mismo terminal. La distancia entre hijuelas, es de unos 50 centímetros. El número ideal es de 2-3 anguilones por aparejo. Algunas tiendas especializadas venden estas líneas ya montadas.
Las cucharillas más utilizadas son las de superficie machacada, de color plateado de 6-8 centímetros de longitud. Pueden ser ligeras o estar plomadas, lo que les permite descender a media agua. Se utilizan individualmente. Estos señuelos artificiales pueden usarse en superficie o en profundidad.

Aparejos de superficie y de profundidad
La longitud de trabajo del aparejo de superficie es de unos 40 metros (no más de 30 metros para plumas y pulpitos) entre la embarcación y el inicio del terminal. Se puede colocar un un excitador (basta un buldó transparente sin agua). El bajo de línea tiene una longitud de unos 2 metros.
En el aparejo de profundidad se coloca un plomo pinza (para descender 13-25 metros basta uno de 300 gramos) a una distancia que no perturbe la natación del señuelo (unos 40 metros). Entre la embarcación y el plomo, se tienden 20-30 metros de sedal. No hay buldó y el bajo de línea es idéntico, pero más grueso, al empleado en el curricán de superficie. Otra opción es utilizar profundizadores.

Dónde y cuándo pescar el chicharro
Al curricán se obtienen abundantes capturas cerca de la costa entre abril y noviembre, con un máximo que varía según la especie. En primavera (abril y mayo) se consiguen copiosas captura de jurel común con el aparejo de fondo, pues los chicharros se encuentran cerca del fondo formando grandes bancos y alimentándose con avidez antes de reproducirse. Tras la freza, en verano y luego en otoño, se pesca tanto en superficie, sobre todo a primeras horas, como a fondo con buenas pescatas, aunque sin alcanzar el volumen de las primaverales.
El jurel mediterráneo se pesca con aparejo de superficie o de fondo, con cierta prevalencia del primero, en verano y otoño, sobre todo a partir de mediados de agosto y hasta octubre.
Hay que recorrer las zonas apetecidas por los jureles (veriles, aguas próximas a escolleras, plataformas marinas y barras rocosas, fondos arenosos y praderas submarinas) o ricas en peces pasto. Hay que insistir, en los lugares en los que la sonda revele la existencia de peces, tanto en superficie como a media agua o en el fondo.

Acción de pesca
Es suficiente una velocidad de trabajo de 3 nudos (mayor para plumas y pulpitos). Se navega describiendo amplios zig-zags. Se tienden varias líneas. Hay que inspeccionar las zonas donde se hayan producido picadas con anterioridad. También se batirán aquellas en las que se sospeche su presencia.
La existencia de averíos y chapoteos significa actividad de depredadores, por lo que será bueno pasear los cebos rodeando la zona, para no espantar los jureles que se dispersarían y descenderían a aguas más profundas. Otra opción muy válida es pescar al spinning, deteniendo la embarcación y lanzando el señuelo hacia la zona de actividad.
El ataque del jurel es decidido y suele comportar su enganche. Se recupera la pieza sin destensar nunca, pero con suavidad, pues la boca del chicharro es delicada y puede desgarrarse si se producen tirones bruscos. Se cederá sedal si la lucha lo requiere, cosa que ocurre con los mayores ejemplares si se usan materiales ligeros. Si es necesario, el salabre concluirá la lucha. No es raro, si se emplean varias hijuelas, capturar varios ejemplares a la vez.

Chicharrera; es un aparejo con varios anzuelos envueltos con hilos de colores o plateados, no deja de ser un currican. 
Este pez es realmente fácil de pescar. Su voracidad y el poco recelo que muestra frente a casi cualquier tipo de cebo, lo convierten en una captura segura. Podemos pescarlo de muchas maneras, prácticamente todas las modalidades de pesca de mar, con la salvedad de lance pesado o a fondo. Esto es debido a que nos encontramos frente a una especie “nadadora” que se mueve en densos bancos a distinta profundidad, pero sólo ocasionalmente a ras de fondo.Además, necesita aguas abiertas, como buen pelágico, y su constitución no admite quedarse quieto en una grieta o posado sobre el fondo. Es más bien un animal errático que busca a sus presas en la inmensidad del océano, donde transcurre gran parte de su vida.

Ya hemos indicado que se lo puede pescar de muchas maneras. Por ejemplo, es una presa muy común de aquellos que utilizan flotador entre dos aguas, y ceban con gusana, con trozos de pescado, etc. Pero sus características de predador hacen que este pez pueda ser objeto de la pesca con artificiales, a cacea o curricán. Cualquier cosa que se mueva en el agua y que sea menor que su boca, será su objetivo. Como predador pelágico que es, no discrimina demasiado, y sólo el movimiento será suficiente para ocasionar su ataque.
Por eso, vamos a proponer en este artículo una técnica bien conocida para pescar chicharros con caña. Podemos emplearla desde tierra o embarcados, pero el aparejo y la forma de emplearlo no cambia.
Este aparejo al que me refiero, llamado chicharrera y en algunos sitios panchera (aunque no acierto a comprender por qué) está muy difundido y es empleado por muchos aficionados. Es tan simple como elaborar un aparejo con un número indeterminado de anzuelos empatados a cortas hijuelas que van, a su vez, a la línea madre, en cuyo extremo se coloca el plomo (generalmente de tipo pera o gota, de peso variable en función de la acción de la caña).

Después se lanza y recoge, caceando –curricán- a media agua. Los anzuelos no van cebados, en ocasiones irán limpios, aunque en ese caso es mejor que sean plateados (tipo crystal o similares)- sino que llevan una pequeña pluma, un trozo de lana, papel de aluminio o cualquier cosa que simule una pequeña presa. El chicharro o jurel se clava solo, por efecto de la tracción constante que debemos impartir al aparejo al traerlo recogiendo, con cuidado de no ejecutar movimientos violentos ni tirones bruscos, pues este pez tiene la boca muy frágil y es demasiado frecuente rompérsela y perderle.

Es una pesca muy divertida si damos con el cardumen, lo que se produce sobre todo al anochecer durante el estío, cuando los ejemplares de talla mediana se acercan a la costa y recalan en las bahías abiertas. Una vez localizado el bálamo, podemos cobrar varios ejemplares en cada echada, con el aliciente añadido de que no debemos preocuparnos por el cebo, con lo que no perderemos tiempo encarnando, y convertiremos la pesca en un ejercicio frenético de capturas constantes y numerosas.

Son muchas las especies de jurel que podemos encontrar en el mercado. Uno de los más consumidos en España es el jurel del Mediterráneo o jurel blanco, una subespecie famosa en las lonjas y pescaderías españolas. También está el chicharro que tiene el cuerpo más abombado, como si fuese un telescopio, cilíndrico y más alargado que el jurel común; el color que predomina en su piel es el azul. 

En España también se captura jurel caballo, que es el más consumido en la zona del Sur español, es más grande que el jurel común. Y, por último, otra de las subespecies famosas de este pescado azul es el jurel banda dorada, típico de las zonas del Índico y Pacífico y se llaman así por la línea amarilla - dorada que se ve a mitad de cuerpo, en el corte entre la zona blanca del viente y la plateada del resto del cuerpo. 
Trachurus mediterraneus. Jurel mediterráneo, Jurel Blanco. En Francés Chinchard á queue jaune. Y en Inglés Mediterranean horse mackerel.- La talla máxima registrada corresponde a 60 cm, aunque la talla más común es de los 30 cm. 
Se encuentra en el Atlántico Oriental: Desde el Golfo de Vizcaya hasta Mauritania, también en el Mediterráneo.

Trachurus picturatus. Jurel de altura, Jurel Pintado. En Francés Chinchard du large. Y en Inglés: Blue jack mackerel.- Los caracteres que distinguen estas especies son:
1. El cuerpo del primero es el más comprimido lateralmente de los tres, y menos alargado que el jurel oscuro.
2. El último radio de aleta anal y de la 2 ª dorsal tienen un tamaño similar al del resto de los radios en el primero. En los otros dos jureles son de mayor o menor tamaño.
3. El primero tiene menos de 80 escudetes, todos de igual tamaño, aproximadamente igual que el diámetro del ojo. Las otras dos tienen más de 80.
4. En el primero la línea lateral secundaria llega hasta casi el final de la 2 ª dorsal. En los otros dos tipos desaparece antes.
5. La línea lateral principal, tiene su parte recta más larga que la curva en el primero, mientras que las otras dos especies es más corta. Desciende a nivel del arranque de la 2 ª dorsal o poco después en el primero. En las otras dos desciende antes. La talla máxima registrada corresponde a 60 cm, aunque la talla más común es de los 25 cm. Los tamaños normales están en torno a 20-30 cm, aunque algunos pueden alcanzar tamaños de más de 60 cm.

REPRODUCCIÓN.- El jurel se puede reproducir en cualquier época, pero sobre todo en verano, se acercan a la costa para desovar. La puesta es pelágica. Ponen ceca de 140.000 huevos de 1 mm de diámetro, en la superficie. Los huevos dan a larvas que al nacer tienen un tamaño de 2.5 mm de longitud y que adquieren rápidamente la forma de pequeños peces.

QUE COME.- El alimento principal se basa en el plancton , aunque también come alevines de otras especies así como crustáceos o moluscos.

DONDE VIVE.- Pelágico marino. Profundidad máxima 600 m. Le gustan los mares cálidos y templados. Realiza apreciables migraciones, formando grandes bandadas, que se acercan en verano a la superficie, en las costas, mientras que en invierno descienden a las profundidades de la plataforma continental. Efectúan, además, una migración diaria, estando durante las horas de luz cerca del fondo o a profundidades medias, y durante la noche asciende a superficie, donde se mantiene alimentándose del plancton. Se encuentra en el Atlántico Oriental: Desde el Golfo de Vizcaya hasta Marruecos-r Mauritania, también en las Azores, Islas Canarias, Madeira, y en el Mediterráneo occidental.

Formas de comer y cocinar el jurel.- El jurel es uno de los pescados para el verano, puede encontrarse en el mercado de todas las maneras posibles, podemos ver en las estanterías jurel ahumado y en conserva. En la zona de congelados también lo encontramos, tanto entero como troceado y desespinados. Y, en las pescaderías, se presenta fresco. Y, al pescatero se le puede pedir el jurel común entero limpio, entero sin limpiar (con las vísceras, ojos, piel...) o podemos sacar los lomos y llevarlo ya listo para cocinar.
A la hora de cocinar el jurel podemos encontrar numerosas recetas de chicharro, entre las más famosas están las de pastel de chicharro, un plato típico del sur de España, de Almería (Andalucia). Si lo preparado ahumado o en escabeche se utiliza también para ensaladas y recetas frías, o incluso como tapa sola, o acompañado de patatas fritas. 

El jurel dentón es una de las especies más cotizadas en el mercado de pescado japones, donde se prepara como exquisitez cruda para elaborar el famoso sashimi. En España no está tan bien cotizado, pues en Japón es uno de los pescados más caros del mercado.
En España el jurel se prepara con distintas recetas según la zona donde nos encontremos. En la zona del interior de España es tradicional preparar el chicharrón en escabeche. En el País Vasco, al igual que en Canarías, el jurel se suele servir con mojo, patatas o queso blanco.

Trucos para preparar y conservar el jurel.- Siempre que vayamos a tomar pescado azul, debemos tener en cuenta que si lo congelamos debemos eliminarle todas las vísceras y dejarlo bien limpio. Sino, debido al alto contenido en grasa, la textura y el sabor se ven alterados.
Si vamos a tomarlo de un día para otro, una de las formas de guardar el bacalao en la nevera es, con papel de aluminio y de una en una, espolvorear sal y guardar al frío.

El corte del jurel es especial. Puede pedir en la pescadería o hacerlo uno mismo y prepararlo: limpio entero cuando se quita la piel y la cabeza; descamado cuando se deja la piel limpia y limpio en filetes o fileteado que se trata de dejar la carne sin las espinas, sin la cabeza ni las vísceras. Esta última modalidad de preparación es ideal para los pequeños de la casa.
Para evitar olores a pescado hay varios trucos, el olor al cocinar pescado resulta algo desagradable, por eso os dejamos un truco para quitar el olor a pescado de los utensilios y, para las manos el remedio tradicional del limón.

Propiedades del Jurel.- El jurel es un alimento del reino animal dentro de la dieta del hombre, de la familia carangidae, génerotrachurus y especie trachurus. En lo que se refiere al tipo de alimento, pertenece al grupo pescados, y por sus características lo enmarcamos dentro de la rama pescado semi-graso.
En cuanto al aspecto nutricional, es un alimento con un importante aporte de vitamina D, yodo, selenio, vitamina B12, vitamina B6, vitamina B3, vitamina E, proteínas, fósforo, colesterol, agua y potasio. El resto de nutrientes presentes en este alimento, ordenados por relevancia de su presencia, son: vitamina B, magnesio, calcio, calorías, vitamina B2, grasa, hierro, ácidos grasos poliinsaturados, sodio, ácidos grasos saturados, ácidos grasos monoinsaturados, cinc, hidratos de carbono, retinol, vitamina A y vitamina B9.
El relevante aporte de vitamina D en el jurel, estimula la absorción de calcio y fósforo por el organismo contribuyendo al adecuado desarrollo de huesos y dientes, a la vez que favorece el crecimiento celular y fortalece al sistema inmune ayudando a prevenir infecciones. Al depender los niveles de calcio de la concentración de vitamina D, ésta juega además un importante papel en transmisión del impulso nervioso y la contracción muscular.

Por la presencia de yodo entre sus nutrientes, el jurel favorece el funcionamiento de los tejidos nerviosos y musculares, así como el sistema circulatorio. Además, el yodo, colabora en el metabolismo de otros nutrientes, y juega un papel esencial en el adecuado desarrollo de la glándula tiroidea.
Por su contenido en selenio, el jurel refuerza la protección contra enfermedades cardiovasculares a la vez que estimula el sistema inmunológico. El carácter antioxidante del selenio, retarda el proceso de envejecimiento celular, a la vez que le confieren propiedades preventivas contra el cáncer. La acción de este nutriente guarda relación con la actividad de la vitamina E.

La concentración de vitamina B12 en el jurel, es beneficiosa para las funciones del sistema nervioso, corazón y cerebro. La vitamina B12 -o cobalamina- favorece el mantenimiento de la envoltura de mielina de las células nerviosas y participa en la síntesis de neurotransmisores. Además, se necesita para la conversión de ácidos grasos en energía, y ayuda a mantener la reserva energética de los músculos a la vez que colabora para el buen funcionamiento del sistema inmunitario. La presencia de esta vitamina en nuestro organismo está íntimamente relacionada a la de la vitamina B9, siendo necesaria para el metabolismo del ácido fólico. Al igual que éste, la cobalamina interviene en la formación de glóbulos rojos y la síntesis de ADN, ARN y proteínas.

Por tratarse de un alimento con un importante aporte de vitamina B6, el jurel favorece la formación de glóbulos rojos, células sanguíneas y hormonas, interviene en la síntesis de carbohidratos, proteínas y grasas, y colabora en el mantenimiento de los sistemas nervioso e inmune en perfecto estado, participando indirectamente en la producción de anticuerpos. La vitamina B6 -o piridoxina- reduce además los niveles de estrógeno, aliviando así los síntomas previos a la menstruación además de estabilizar los niveles de azúcar en sangre durante el embarazo. También evita la formación de piedras o cálculos de oxalato de calcio en el riñón.

Por su aporte de vitamina B3 -o niacina- el jurel interviene en el proceso de transformación de energía a partir de hidratos de carbono, proteínas y grasas, y contribuye a relajar los vasos sanguíneos dotándoles de elasticidad, a estabilizar los niveles de glucosa y ácidos grasos en la sangre, y a reducir el colesterol secretado por el hígado. Junto con otras vitaminas del complejo B, la niacina ayuda a mantener sanas piel y mucosas digestivas, además de colaborar en el buen estado del sistema nervioso.

La presencia de vitamina E confiere al jurel propiedades antioxidantes que ayudan a mantener la integridad de la membrana celular, protegiendo las células y aumentando la respuesta defensiva de éstas ante la presencia de sustancias tóxicas derivadas del metabolismo del organismo o del ingreso de compuestos por vías respiratorias o bucales. Las propiedades antioxidantes de la vitamina E protegen, además de al sistema inmune, al sistema nervioso con el mantenimiento de la mebrana neuronal y al sistema cardiovascular evitando la destrucción de glóbulos rojos y la formación de trombos. Asimismo, esta vitamina protege al organismo frente a la destrucción de ácidos grasos, vitamina A, vitamina C y selenio, y frente al envejecimiento causado por la degeneración de tejidos que trae consecuencias como la falta de memoria, siendo importante en la formación y renovación de fibras elásticas y colágenas del tejido conjuntivo.

Por su relevante aporte de proteínas, el jurel es idóneo para el adecuado crecimiento y desarrollo del organismo, favoreciendo las funciones estructural, inmunológica, enzimática (acelerando las reacciones químicas), homeostática (colaborando al mantenimiento del pH) y protectora-defensiva.
Debido al aporte de fósforo, el jurel contribuye a la mejora de determinadas funciones de nuestro organsimo como la formación y desarrollo de huesos y dientes, la secreción de leche materna, la división y metabolismo celular o la formación de tejidos musculares. La presencia de fósforo (en forma de fosfolípidos) en las membranas celulares del cerebro es fundamental, favoreciendo la comunicación entre sus células, mejorando de esta manera el rendimiento intelectual y la memoria.

El consumo de jurel aportará colesterol a nuestro organismo, requerido tanto en tejidos corporales -hígado, médula espinal, páncreas y cerebro- como en el plasma sanguíneo, siendo esencial para crear la membrana plasmática que regula la entrada y salida de sustancias a través de las células. Una dieta con una elevada proporción de grasas saturadas, elevará los niveles de colesterol en la sangre y conllevará un mayor riesgo de padecer aterosclerosis -estrechamiento de las arterias por la acumulación de lípidos en sus paredes- y otras enfermedades cardiovasculares. 

El jurel contiene un 75,60% de agua, y por lo tanto favorece la hidratación de nuestro organismo, al que debemos abastecer, incluyendo el consumo a través de los alimentos, con una cantidad de agua que oscila entre los 2,7 y los 3,7 litros, dependiendo de cada constitución, de la actividad física desarrollada, o de estados como el embarazo, la lactancia, enfermedad o exposición a fuentes de calor, circunstancias estas últimas donde las necesidades de consumo aumentan.

El jurel destaca por su aporte de potasio, que junto con el sodio, se encarga de regular el balance ácido-base y la concentración de agua en sangre y tejidos. Las concentraciones de estos dos elementos en el interior y exterior de las células de nuestro organismo, generan un potencial eléctrico que propicia las contracciones musculares y el impulso nervioso, con especial relevancia en la actividad cardíaca.

LA RECETA.- Jurel al Horno con Patatas.- Pide en la pescadería que te limpien el jurel, que le dejen la cabeza y que lo abran como si fuera un libro (soltando la espina central de un lado o bien retirándola). No te preocupes que seguro que te entienden.
INGREDIENTES.- Para 2 personas:
1 jurel (chicharro) de 500 g limpio
1 patata (250 g)
3 dientes de ajo
2 cucharadas de vinagre
1/2 vaso de aceite de oliva
sal
perejil picado

ELABORACIÓN..- Sala el pescado por dentro y por fuera, colócalo (cerrado) en una fuente de horno, riégalo con 2 cucharadas de aceite e introduce en el horno (previamente calentado) a 200 grados durante 14 minutos.
Pela la patata, córtala por la mitad a lo largo y después en medias lunas como para hacer tortilla de patatas.
Pela los 3 dientes de ajo y córtalos en láminas. Pon el aceite a calentar en una sartén, añade 1 de los dientes de ajo cortado en láminas y cuando empiece a dorarse, añade las patatas. Fríelas a fuego medio durante unos 12 minutos aproximadamente.
Pasa 3 cucharadas del aceite de las patatas a otra sartén, caliéntalo y fríe los otros 2 dientes de ajo laminados.
Mientras tanto, retira el pescado del horno, ábrelo y vierte encima las 2 cucharadas de vinagre. Cuando se doren los ajos, riega el pescado.
Retira la cabeza del jurel, separa los 2 lomos y sirve uno por ración. Riégalos con el líquido de la placa del horno y acompáñalo con las patatas. Espolvorea con perejil picado.

Nota.- Si te han retirado la espina central del pescado, es probable que se abra por efecto del calor del horno. No te preocupes, estás de enhorabuena porque es signo de que está fresquísimo.

Jurel en Escabeche.- Una manera distinta de tomar de tomar el pescado, no solo lo puedes hacer par los jurelos, sino para cualquier otro pescado, o para los mejillones... que están muy buenos en escabeche.
INGREDIENTES
Jurelos 1 kilo
Aceite
Vinagre
Ajos
Laurel
Pimentón dulce

ELABORACIÓN.- Paso a paso.
Freír los jurelos, reservar. En la misma sartén que freíste los jurelos y con el mismo aceite, doramos los ajos, machacados o cortados en laminas,
Quitar la sartén del fuego y echarle el pimentón, el vinagre y unos trocitos de laurel.
Echar sobre el pescado en caliente. Mejor tomar en frío.
Pueden durar de 4 a 5 días en la nevera.

Consejos y Trucos.- Calentemos el aceite, doramos el ajo, machacado con la mano y un poco de cebolla picadita, cuando empiece a dorarse apartamos del fuego y le echamos el pimentón, el vinagre y el laurel.
Este es en frío. En un cuenco echamos el aceite, el vinagre, los ajos y el laurel bien picadito y el pimentón y lo emulsionamos bien.
De cualquiera de las tres formas esta muy bueno. Espero que os guste.

Y para acabar el xurelo no hará un pequeño resumen de propia voz.
Esto no es lo que parece, como se suele decir las apariencias engañan y aunque todos crean que soy un vulgar xurelo, no soy tal, permitirme que me presente:
Me llamo Don Xurelo y nací con este Don. Soy un pez teleósteo marino,de la estirpe de los " Acantoterigios" correspondiente a la especie "trauchurus, trauchurus , perteneciente al linaje de los corángidos y además tengo abuela de alto abolengo, la palometa.
Entre mis antepasados están un bonito y aristocrático atún, una luchadora pez espada y también algunos tíos besugos,unos cuantos primos chicharros, además de mis hermanos jureles.
Mi pequeña familia está formada por mi esposa Xurela y mis hijos Chinchito y Xurelito.
De momento navego entre 2 mares, el bravo Cantábrico donde nací y el gran Océano Atlántico en el que habito, y digo de momento ya que como sabréis soy un pez migratorio que viajo por todo el mundo y también veraneo en el mediterráneo con mis hermanos jureles.

Como ya os he hablado de mi familia, ahora os voy a hablar un poco de mi: Soy un peculiar y atractivo xurelo plateado, mido aproximadamente 0,5 m de largo, tengo el cuerpo rollizo, carnoso de color azul por el lomo y blanco y rojizo por el vientre, cabeza corta con un cerebrito con mucha sustancia gris y un ojo avispado que todo lo ve, una boca chicharrona que va a dar mucho que hablar. Tengo las escama muy pequeñas y muy unidas a la piel,excepto a lo largo de mis costados donde son fuertes y agudas, 2 aletas de grandes espinas en mi lomo y una cola revoltosa y extensa muy ahorquillada.
Cuando voy de marcha me gusta formar bandadas con mis amigos y revolotear cerca de la superficie en
verano, aunque también frecuento el fondo del mar sobre todo en invierno.
Mis aficiones por excelencia son los deportes náuticos. nadar,bucear,surfear y navegar con mi xurela amarraditos a alguna embarcación surcando los mares con el peligro de ser atrapados por alguna red o sedal, pero en esta vida todo tiene su riesgo. 

Disfruto contemplando los amaneceres y atardeceres marinos, me encantan las tormentas del invierno, y la calma del mar en verano, bañarme envuelto en la espuma de las rompientes olas y relajarme con el perfume de la brisa marina, hum-mm!! es un auténtico placer, como "placer" llamamos en términos marineros a un banco de arena o piedra en el fondo del mar.(Agua de placer).