VAMOS A PESCAR ZEUS FABER (Pez de San Pedro)

Los peces de San Pedro son la familia Zeidae de peces marinos incluida en el orden Zeiformes, distribuidos por todos los océanos. Su nombre procede del griego Zeus, dios supremo en la mitología de la antigua Grecia. Aparecen por primera vez en el registro fósil en el Oligoceno, durante el Terciario medio.

Morfología general.- Es muy característico en algunas especies hay una gran mancha negra redonda rodeada de un anillo amarillo, situada en el centro de cada lateral. En el abdomen presentan 8 o 9 placas espinosas; los radios de las aletas dorsal y anal llevan pequeñas espinas en la base; tienen dos aletas dorsales, la primera formada por 7 a 10 espinas y la segunda por unos 30 radios blandos, los adultos con largos filamentos por detrás de la aleta dorsal; aletas pélvicas sin espinas; las escamas son pequeñas y rudimentarias, incluso pueden estar ausentes; los huesos del opérculo sin espinas o serrados.
Existen 6 especies agrupadas en 2 géneros:

Género Zenopsis.-  Distribución: Atlántico, Índico y Pacífico. Los rayos de la aleta dorsal y anal llevan pequeñas espinas o escudos en la base. Abdomen con 8 o 9 placas espinosas. Una gran mancha negra redonda rodeada por un anillo amarillo, situado en el cuerpo en algunas especies. Aletas dorsales 2; Espinas de 7-10 D1, D2 22-37 rayos blandos. Adultos con filamentos largos que se arrastra desde las espinas dorsales. 1-4 Espinas, 20-39 radios suaves de la aleta anal. Aleta pélvica débil, 6-10 radios suaves. Escamas son pequeñas y rudimentarias, si está presente. Huesos operculares sin espinas o sierras. Vértebras 29-34. 

Zenopsis conchifer - San Pedro plateado, Gallo o Pez de San Pedro americano. Clasificacion y nombre. Actinopterígios (peces con aletas) Zeiformes (botes) Zeidae (botes) Etimología: Zenopsis: partícula zen, derivado de zao para dar vida griega, opsis apariencia. La ortografía conchifera es considerado como el correcto por algunos autores. Para ser verificada.

Breve descripción.-  Cuerpo comprimido. Cabeza robusta, con el perfil dorsal cóncavo. La línea lateral describe un S muy marcada. Hasta 50 cm de longitud.Espinas dorsales 9-10; Radios blandos dorsales 24-26; Espinas anales 3; Radios suaves anales 24-26. Cuerpo plateado,  flancos con manchas irregulares negras más o menos difusas.y ligeramente por encima del extremo de la aleta pectoral. Membranas de espinosas aletas dorsales, pectorales, pélvicas y caudales negruzcas de la aleta. Longitud máxima: 80.0 cm; longitud común: 50,0 cm; máximo. peso publicado 3,2 kg

Se alimenta de peces y calamares. Frecuentemente encontrados en las aguas costeras, estando cerca de la parte inferior o en media agua, sobre sustratos fangosos. Mesopelágica. 
Encontrado en pequeños bancos. Medio ambiente marino de Aguas profundas; 58 N ° - 28 ° S ; bentopelagico; profundidad de alcance 50-600 m, generalmente 150-300 m.

Distribución. Atlántico Océano Índico occidental: Somalia y la India a Sudáfrica, pero no en el mar rojo. Atlántico oriental: Golfo de Vizcaya a Sudáfrica. Atlántico occidental: Sable Island, Canadá a Norte Carolina del norte, Estados Unidos al norte de Argentina. Informó desde el Mediterráneo. Informó de Indonesia pero no en el océano Pacífico.

Zenopsis nebulosa.- Clasificacion y Nombres.-  Actinopterígios (peces con aletas radiadas) Zeiformes (Dories) Zeidae (Dories) Etimología: Zenopsis: zen partícula, derivadas de zao = dar vida + griega, opsis = apariencia ; nebulosa: nebulosus significado oscuro o nublado - un Zeus oscuro -como los peces

Breve descripción.- Longitud máxima: 70.0 cm, máximo. peso de publicación: 3,0 kg, máxima. edad máxima reportada: 45 años. Dorsales radios espinosos 9; dorsales radios blandos 26-27; Anal radios espinosos 3; Anal Radios blandos 24 - 25
Se producen en suelos profundos de arrastre de la plataforma y el talud continental, cerca del fondo del mar. Talla de la primera madurez de 25 - 40 cm
Medio ambiente marino, de aguas profundas; 45 ° N - 47 ° S, bentopelágicos; rango de profundidad 30 a 800 m, por lo general 50 a 600 m

Distribución en el Indo-Pacífico: Japón, al noroeste de conservación de Australia a Broken Bay en Nueva Gales del Sur, Nueva Zelanda, y en el resto de la región. Pacífico Oriental: en la zona centro y el sur de California, EE.UU., y sobre los montes submarinos de la dorsal de Nazca en el área de Perú
Atrapados por los arrastreros japoneses durante el invierno. Excelente pescado para consumo humano.
Zenopsis oblongus 

Zenopsis stabilispinosa.- 
Clasificacion y nombre.- Actinopterígios (peces con aletas) Zeiformes (botes) Zeidae (botes). Etimología: Zenopsis: partícula zen, derivado de zao para dar vida griego, opsis apariencia; stabilispinosa: el epíteto específico se refiere a la espina dorsal fundida de la aleta anal de esta especie.

Breve descripción.- Espinas dorsales 7; Radios blandos dorsales 26; Vértebras: 32. Distingue de todas las otras especies del género por la siguiente combinación de caracteres: longitud de la aleta pélvica 1.69-1.79 en HL, en ejemplares adultos de más de 30 cm; escudos óseos a lo largo de las bases de las porciones espinosas y suave-radios de la aleta dorsal 3-45-6; escudos de margen ventral cuerpo anterior aleta pélvica y entre el origen de la aleta pélvica y anal y a lo largo de la aleta anal base 5-66-75-6; y vértebras 32 (13 abdominal 19 caudal); aleta dorsal con 7 espinas; y aleta anal con primer 2 espinas movible y tercera columna inamovible, fusionado con su pterygiophore. tamaño máximo 41 cm
Medio ambiente marino Subtropical; Batidemersal; rango de profundidad 209-767 m. Se distribuye por el Indo-Pacifico: De Australia occidental, mar de China oriental y el mar de China meridional.

Género Zeus.- Latin, Zeus, en Plinius del nombre griego clásico zaios por Zeus faber; Probablemente no relacionadas con la Deidad griega Zeus; entre los autores medievales aparece el nombre Piscis Jovii (pescado Jupiters), la Deidad Júpiter equivalente a la Romana Zeus.
Zeus capensis - San Pedro del Cabo.

Zeus faber - Pez de San Pedro, Gallo, Pez Martín o San Martín.

Antiguamente la familia era más numerosa pero polifilética, por lo que los géneros Capromimus y Cyttomimus se separaron bajo la familia Zeniontidae y el género Cyttus bajo la familia Cyttidae.
Llegados a este punto, comenzaremos con el género Zeus que en definitiva es el que nos interesa por ser el más común de nuestra zona y el que solemos pescar.

Zeus faber - Pez de San Pedro, Gallo, Pez Martín o San Martín.- Es una especie de pez zeiforme de la familia Zeidae. Es un pez comestible de aguas profundas con un cuerpo comprimido lateralmente de color oliva-amarillo que tiene una gran mancha oscura ribeteada de color amarillo en su costado y grandes espinas en la aleta dorsal. Su nombre común proviene de una leyenda, según la cual su mancha oscura corresponde a la huella de los dedos de San Pedro, quien habría sacado una moneda de oro de la boca de uno de estos peces. Pueden llegar a pesar hasta 5 Kg .Su cuerpo es redondeado y aplanado. Posee una cabeza grande de perfil recto y una gran boca con pequeños dientes. La aleta dorsal está formada por radios espinosos muy alargados. Su color es grisáceo con manchas amarillas y oscuras. Se encuentran en el Atlántico y mediterráneo en fondos arenosos, y/o zonas rocosas donde se camuflan entre las algas. Se alimenta de sardinas ,anchoas y otros peces de pequeño tamaño así como calamares y pequeños crustáceos. Su carne es muy sabrosa por lo que hace que sea un pez muy apreciado.

COMO RECONOCERLO.- Pez bastante fácil de identificar, de unos 60 cm de longitud, de cuerpo redondeado y muy aplanado lateralmente, con escamas solamente en la línea lateral. Cabeza grande, de perfil recto o convexo, con boca evaginable y maxilares bien desarrollados pero con los dientes pequeños. Aberturas nasales próximas a los ojos, que están situados cerca del borde dorsal. Aleta dorsal con 9 – 11 radios espinosos bastante largos y 21-25 blandos. Aletas pectorales cortas y redondeadas. Aleta anal con 4 radios espinosos provistos de una membrana que los une y 20-24 blandos. En la base de los radios blandos de ambas aletas existe una serie de tubérculos agudos. Aletas pélvicas bastante largas. Color amarillo o pardo dorado, con un gran punto negro rodeado de una línea amarilla en el centro del cuerpo.

RESUMIENDO.- Cuerpo muy comprimido y alto y lacabeza bastante grande. Las aberturas nasales están junto a los ojos y muy próximas entre si, separadas por un puente dérmico. Ojos cercanos al perfil dorsal cefálico. La abertura bucal es grande y oblicua. Los maxilares están muy desarrollados. La mandíbula superior es bastante prominente. Los dientes son muy pequeños. Las aletas dorsales están muy próximas entre si, al igual que las anales. Aleta dorsal con 9 - 11 radios espinosos y 21 - 25 radios blandos; anal con 4 radios espinosos y 20 - 24 radios blandos. Los radios espinosos de la anal están provistos de una membrana interradial que los independizan de los radios blandos de la misma aleta, dando la sensación de que tiene dos anales. En la base de los radios blandos de la dorsal y de la anal hay unos tubérculos característicos. Es gris violáceo y con bandas amarillas. En pleno flanco hay una mancha oscura circular que es característica de esta especie. Se diferencia en la mancha en los flancos que posee y en el número de radios duros de la aleta anal.

REPRODUCCIÓN.- Adquieren la edad adulta a los 3 o 4 años, momento en el cual ya están preparados para reproducirse. Liberan espermatozoides y huevos para ser fecundados en el agua. La reproducción del pez de San Pedro es ovípara y, por lo tanto, realiza una puesta de los huevos (en verano) en el medio externo dónde se desarrolla el embrión hasta el momento de la eclosión. La puesta se realiza en aguas poco profundas, a menos de 100 m. En organismos de aguas más cálidas esta puesta puede tener lugar en primavera. Tanto los huevos como las larvas son bentónicas (residen en el fondo). Los jóvenes suelen recorrer grandes distancias, pero los más viejos y de mayor tamaño suelen quedarse en la zona de festejo.

RESUMIENDO.- Su maduración sexual se produce entre los 29 y 35 cm (4 años) con reproducción ovípara y fecundación externa. Su período reproductivo es entre el final del invierno y el principio de la primavera en el Atlántico noroeste y más pronto en el Mediterráneo, sus huevos son pelágicos. Después de este período se vuelve extremadamente voraz.
Epoca. A finales de verano en nuestras aguas y en primavera en costas africanas. Puesta Pelágica con emisión de huevos de unos 3 mm. Por costumbre puede ser solitario o reunirse en cardúmenes no demasiado numerosos. Después de la freza tiene un gran apetito. Alcanza unos 60 cm de longitud, puede sobrepasar los 10 kg. La vida aproximada de este animal es de unos 12 años.

QUE COME.- Es un nadador muy rápido debido a la poca resistencia al avance que supone su cuerpo aplanado. Se acerca muy lentamente a sus presas para luego abalanzarse sobre ellas de golpe y engullirlas con su hocico muy extendido. Se alimenta de juveniles de otros peces óseos, pero ocasionalmente también lo hace de crustáceos y cefalópodos. Se encuentra encima de la cadena trófica al comer una gran variedad de peces, sobretodo formas juveniles, como sardinas, arengues o anchoas. Ocasionalmente también pueden alimentarse de sepias y calamares. Como estrategia para alimentarse pueden medio esconderse en la arena utilizando sus espinas dorsales como anzuelo. Aunque normalmente se acercan lentamente a su presa y se abalanzan sobre ella con el hocico extendido hasta engullirla.
Se alimenta de peces a los que engaña moviendo su aleta dorsal cuando está enterrado. También persigue activamente los bancos de sardinas o arenques. Los crustáceos, moluscos y anélidos son también su alimento.

DONDE VIVE.- En alta mar entre los 5 y 400 metros, aunque puede aparecer en fondos arenosos y fangosos donde puede aparecer aislado o en grupos. Es bentopelágico. Los jóvenes pueden apreciarse en verano sobre paredes rocosas con crecimientos de algas o praderas submarinas donde buscan protección, desde las aguas superficiales hasta las grandes profundidades. Puede aparecer acompañando a arenques y sardinas. También en aguas salobres. No es un pez muy sociable, vive aislado o en pequeños grupos. En ocasiones se pueden encontrar formando agregados con sardinas o arengues. Realizando una inmersión lo podremos encontrar reposando en el fondo sobre uno de sus costados.

Vive en los fondos de la plataforma continental, preferentemente en los de fango, en los que se entierra. Frecuenta las zonas costeras y se distribuye hasta los 200 m de profundidad. En otoño realiza cierta migración hacia el norte, llegando hasta el S. de Noruega.
El pez de San Pedro tiene una amplia distribución, encontrándolo mayoritariamente en el Mediterráneo y en el Atlántico oriental des de tierras escocesas hasta África occidental. Pero es un pez cosmopolita que a su vez se puede encontrar en la costa sud africana occidental, al sud-este asiático, en Australia y en las costas del Japón.
Distribución: Mediterráneo, Atlántico Este desde Noruega hasta Sudáfrica, y el Mar Negro. También aparece en el océano Pacífico: Japón, Corea, Australia, y Nueva Zelanda. También avistado en el Océano Índico.

CURIOSIDADES.- Hay varias leyendas sobre este pez. Uno de ellos es que su nombre en alemán significa "rey de los arenques" porque se creía que conducía los bancos de arenques. Otra de ellas se basa en su nombre, pues se decía que su mancha oscura era la marca del dedo de San Pedro cuando lo asió para sacarle una moneda de oro de la boca por orden de Dios para pagar el tributo del templo.
El nombre de pez de San Pedro, en función de la región tiene diferentes orígenes o explicaciones. En inglés es conocido como "John Dory" que podría venir del francés "dorée" (dorado) o por John Dory, el héroe de una antigua balada de origen inglés-escocés. A su vez, algunos hablan de que John provendría de "jaune" amarillo en francés. Por otro lado, la novela de Jules Verne, An Antartic Mystery, habla del nombre de pez de San Pedro como "janitore" (el guardián de la puerta), al ser San Pedro quien vigila las puertas del cielo.
Pero posiblemente la referencia más conocida de San Pedro, la encontramos en la Biblia, dónde Jesús le dijo:" ves al lago, tira el anzuelo, abre la boca del primer pez que cojas y encontrarás la moneda que necesitamos para pagar, dásela tu por mi" (Mateo, XVII,27). San Pedro dejó las marcas de sus dedos en el cuerpo del pez, convirtiéndose en las marcas circulares de los laterales de Zeus faber
Sus enemigos naturales pueden ser los tiburones como el arenero Carcharhinus obscurus, y también otros grandes peces óseos.
Su forma tan característica hace que a los submarinistas les resulte fácil su identificación.

INDICACIONES PARA LA PESCA.- Tienen un alto valor comercial, siendo muy apreciados en gastronomía. Se captura al arrastre o al anzuelo desde la barca. (Anzuelo Cerco Arrastre Deriva). Al ser pescado a veces produce un ronquido característico.
http://tintorero-wwwartesdepesca.blogspot.com.es/2011/10/vamos-pescar-el-pez-de-san-pedro.html
Las técnicas con las que se captura son al arrastre, al palangre o con sedal.

Pesca de arrastre o Retropesca. La pesca de Arrastre es la pesca menos selectiva que existe, además de ser la más perjudicial para los fondos marinos. Hay dos tipos de pesca de Arrastre.
Buque en arrastre tipo bou.- La red de pesca es arrastrada por un solo buque.
Red de arrastre en pareja.- La red de pesca es arrastrada por dos buques. Existen dos tipos.

Palangre.- Técnica:
Consiste en una línea principal a la que se amarran muchos ramales dotados de un anzuelo cebado en el extremo libre.
Se utilizan líneas con longitud de unos 100 km. de largo o más, a las que se atan más de 20.000 anzuelos.
Dependiendo del tipo de palangre que se trate, boyas, flotadores con o sin pesos se usan para localizar la posición de la línea en el fondo marino, o a la profundidad requerida en zonas más profundas.
La línea principal del palangre consiste de un cabo o monofilamento, el largo del palangre puede variar desde unos cientos de metros a los 50-60 kilómetros. La cantidad de anzuelos colocados e izados cada día puede variar de entre los 20.000 a los 50.000. La distancia entre los anzuelos varía entre 1 y 50 metros. El anillo, los anzuelos y tipos de carnada varían también dependiendo de la especie que se desea capturar.
Tradicionalmente, el cebado de anzuelos ha sido hecho manualmente, usándose cajas y cubas para almacenar el palangre antes de colocarlo en el mar. Actualmente, para la pesca en mar abierto se han automatizado en gran medida el cebado, calado y recogida de palangres.

Funcionamiento: Existen cuatro formas básicas de instalar una línea.
Demersal o de Fondo: Es el método más común empleado para la pesca de peces de fondo. Dos sistemas han sido desarrollados: de una y doble línea.
El sistema de una línea es simple de operar y consiste de una sola línea con pesos y boyas a cada lado de la línea, y pesos a intervalos a lo largo de la línea principal que la mantienen pegada al fondo.
El sistema doble o español es básicamente el mismo, pero que esta dotado de una línea de seguridad sin peso, que flota libremente y esta amarrada a diversos puntos de la línea principal. De este modo la línea puede ser extraída aun si ha cortado. Este sistema es empleado de preferencia en zonas de fuertes corrientes o marejadas y fondos rocosos o accidentados donde existe mayor riesgo de perder el arte o aparejo.

Este a su vez se puede dividir en: 
Con retenida: para grandes profundidades o lugares con muy mal tiempo
Sin retenida: para fondos de hasta 300 brazas y zonas con pocos temporales. La retenida únicamente tiene la función de ayudar a halar el palangre, cuando hay mal tiempo o se cala el aparejo en grandes profundidades. Viene siendo una línea de seguridad sin peso, que flota libremente y esta amarrada a varios puntos del palangre, normalmente a las gazas. De este modo la línea puede ser extraída aun si se ha roto. En el presente se está utilizando como material el polisteel. Dedicado a la pesca de: Merluza, Pargo, Bacalao.

Semi-Pelágico.- Tres son los sistemas usados. El primero es el más ampliamente usado, consiste de una
línea principal dotada de flotadores en vez de pesos, y líneas de flotación -de longitud variable- con pesos que mantienen la línea principal a media agua. Los pesos sirven también para prevenir la deriva del arte por las corrientes o abatimiento por los vientos marinos.
El segundo método es el único en el que el arte se usa y se bota. Esta dotado una línea principal mono-filamento amarrada a muchos flotadores. Cuando se levanta el arte, primero se recogen todos los flotadores y luego se levanta la línea, con lo que la línea queda irreparablemente enredada. Este método es usado solamente por la pesquería Coreana de bacalao.
El tercer método usa una línea que está instalada en forma permanente, y que cada día se levanta, se remueve la pesca, se ceban los anzuelos y se tira nuevamente. La pesca artesanal de bacalao en la costa de Terranova se usa este método.

Pelágico.- La línea principal esta atada a boyas en cada extremo, y de flotadores a intervalos regulares a lo largo de la línea. Algunos de los ramales tienen pesos, pero en general este método depende del hundimiento de la línea principal por su propio peso para alcanzar la profundidad deseada.
Dedicado a la pesca de: Pez espada, Atún, Palometa, etc.
Vertical.- Es poco común y se usa principalmente en la costa de Madeira para la pesca del mero negro y la merluza. Consiste de una sola línea con un flotador en un extremo y un peso en el otro, resulta efectivo en fondos muy inclinados.

Cebos:
Por ejemplo sardinas y caballas, así como calamares, gambas, cangrejos, sepias, pulpos, mejillones, boquerones y alachas son usados como cebo. Algunas pesquerías usan una combinación de distintos cebos para atraer mejor las especies objetivo de pesca.
Generalmente el cebo se usa entero, cuando se usan especies más grandes como cebo, estas se cortan en trozos. Actualmente se utilizan máquinas cebadoras que permiten el uso de trozos más pequeños sin alargar mucho el tiempo requerido para largar la línea. Esto reduce el tiempo de cebado de la línea en forma significativa.

Está considerada como la pesca mas selectiva que existe, ya que dependiendo del cebo y el tamaño de anzuelo utilizados, se consigue un tipo de pesca u otro, al igual que un tamaño de la captura u otro.
La pesca con anzuelo y palangre es uno de los sistemas de pesca más antiguos conocidos. La preparación, enrollado y manejo de los aparejos de pesca con palangre fueron hechas manualmente hasta comienzos de la década de 1970.
Los pescadores españoles son los precursores de esta modalidad.

LA PESCA SUBMARINA.- Comencemos por conocer el nombre científico del pez de San Pedro. Zeus Faber, obrero de Zeus, que fue establecido por el sueco Linnaeus a mediados del siglo XVIII. En función al punto geográfico donde estemos realizando pesca submarina también se puede conocer al San Pedro con otros muchos nombres. Por ejemplo San Martín en Galicia. Se dice que debido a que en esta fecha, 11 de noviembre, es el mejor momento para disfrutar de su suculenta carne. También hay quien los denomina gallos, por su sobresaliente cresta. Le demos el nombre que le demos, sin lugar a duda el pez de San Pedro es realmente singular si lo comparamos con el resto de especies de nuestras aguas. Esto hace que sea fácil identificarlo tanto fuera como dentro del agua, siendo desde mi punto de vista realmente llamativo, elegante y de gran belleza.

Su forma oval y aplanada lo hace muy característico junto con su dorsal, compuesta por radios espinosos considerablemente largos con respecto a los que conocemos de otros peces. Adquiere la forma de una gran cresta con la que debemos tener especial atención cuando procedamos a rematarlo o cuando lo transportamos en un pasapeces a la cintura. Curiosa igualmente es su cola, compuesta por largos filamentos, fíjate cuando captures uno. Su aleta anal está provista por 4 radios espinosos con los que también deberemos tener cuidado si no queremos recibir sus nada gratos pinchazos. En lo que a su cabeza se refiere, es proporcionalmente bastante grande, contando con una enorme boca protráctil que le permite extenderla considerablemente. Puedes realizar la prueba de extenderla hacia delante y verás que sorprende el tamaño que alcanza. Ojo al manejarlo, siempre con guantes, su boca está provista con pequeños dientes bien desarrollados como buen depredador que es.

También llama la atención su magnífico color dorado dispuesto en forma de islas a lo largo de su cuerpo y bordeadas por rayas blanquecinas. Sin embargo lo que destaca sobremanera son las machas negras circulares en el centro de ambos costados, de la cual nos valemos en muchas ocasiones como centro de diana en el caso de que queramos realizar un tiro centrado en el cuerpo que nos evite herrar el disparo.
En lo que a su tamaño se refiere, el pez de San Pedro puede sobrepasar los 3Kg, siendo ya ejemplares muy buenos para ser capturados practicando pesca submarina. Una captura de ese ya es para celebrarlo. Sin embargo llegan incluso a unos 5 Kg de peso con 60-70 cm de longitud. La vida de un ejemplar de este tamaño es aproximadamente 12 años Es por esto que merece la pena ante un encuentro con uno menor al kilo, el disfrutar de observar su manera de nadar, sus colores, su forma y reservar nuestro tiro para otra pieza mayor. Que ya se habrá reproducido y nos aportará un peso más interesante que llevar a nuestra caldeirada.

Como se pesca.- El pez de San Pedro por suerte no es un pez que sufra una pesca intensiva por los profesionales de la mar. De forma puntual lo capturan mediante anzuelos con palangres, o con redes de trasmallo o al arrastre. No obstante, a pesar de no ser de interés comercial debido a que es poco abundante, su carne es muy apreciada. Es blanca, de buena textura y sin duda deliciosa, aunque si es cierto que debido a su gran esqueleto óseo solo es aprovechable en un 50% de su peso.
En la práctica de la pesca submarina, la captura de ejemplares de pequeño tamaño suele ser sencilla debido a su curiosidad, incrementándose considerablemente la dificultad en los más grandes. Debemos tener en cuenta que su cuerpo, extremadamente comprimido a la vez que alto, hace que la pesca de este pez pueda ser realmente complicada cuando nos ofrece su perfil más estrecho.
Hay quien dice que se trata de malos nadadores, sin embargo no estoy para nada de acuerdo. Si es cierto que cuando los observas a cierta distancia aprecias movimientos muy lentos, percibiendo como se desplaza levemente moviendo sin cesar sus pequeñas aletas pectorales. Pero a medida que uno se acerca, si se trata de un ejemplar desconfiado o de cierto tamaño se tornará ofreciéndonos su flanco más estrecho dificultando o imposibilitando el tiro. A medida que nos acerquemos a él tenderá a escapar lentamente hacia el fondo, haciendo que cada vez consumamos más nuestra apnea y acelerará considerablemente si se siente perseguido a una mayor velocidad. Por tanto, eso de que son malos nadadores… para nada. Recuerdo una jornada que haciendo un descenso, en el momento de llegar al fondo levanté la cabeza y me pasó uno a toda velocidad por delante de mí tras salir de una zona de rompiente que había. No tenía nada que envidiar en velocidad a un pinto o a un sargo, créeme me quedé muy asombrado de su agilidad.

Lo cierto es que dependiendo del momento y del tamaño del pez su captura es, sin duda alguna, digna de los más experimentados pescadores.
Yo en muchas ocasiones los diviso incluso desde superficie cerca de bancos de peces tipo bogas o chicharros. Es importante fijarse bien cuando hay buena visibilidad pues suelen estar cazando y destacan por su forma y colores característicos. Algunas veces se le percibe desde arriba como un rombo alargado y blanco, mientras que en muchos momentos aparece como una mancha blanquecina tipo a una bolsa que se encontrase a media agua. ¡No te confundas! No es una bolsa, es un pez. Esto es debido a que para cazar suele ponerse en horizontal, paralelo al suelo, acercándose al banco de peces que pretende capturar con sus suaves movimientos hasta que se abalanza sobre la presa. De hecho además de este peculiar baile, es capaz de emitir sonidos a modo de una especie de ronquidos que yo creo que deben resultar curiosos a los peces que le rodean, arenques, sardinas, bogas, etc. y que ajenos al peligro se acercan a él siendo engullidos con su rápida y potente boca protráctil. Cuando capturéis uno, es posible que emita estos ruidos tan característicos. Por cierto, una vez rematado tomar su boca y estirarla para ver lo que esta se extiende. ¡Es impresionante!

Para evitar que en nuestro intento por pescar un ejemplar a la caída éste se vaya poco a poco a medida que descendemos, es aconsejable adelantarse a él en superficie realizando la bajada lentamente y no en su misma dirección. Normalmente su curiosidad les hace acercarse, y si no es así pues no quedará otra que tratar de acercarse lo suficiente para tratar de realizar un tiro certero. Algo que se suele hacer cuando se ponen a distancia de tiro pero con el flanco más estrecho es extender el brazo hacia el exterior y disparar formando un ángulo con respecto a él de forma que éste ofrezca a la varilla una superficie mayor de acierto. No es sencillo, pero si efectivo cuando no queda otra pues normalmente no nos brindarán una segunda oportunidad, desapareciendo en el azul de la que ascendemos.

Si tenemos la suerte de atinar nuestro tiro sobre un ejemplar, es importante que tengas en cuenta que en nuestro ascenso normalmente el pez queda horizontal a la superficie del mar ofreciendo resistencia a nuestra subida. De estar provisto nuestro fusil de carrete siempre conviene liberarlo y ascender sin esfuerzo para izar la captura mientras nos recuperamos ya flotando en superficie. Ya sabes, ¡ley del mínimo esfuerzo! Además este tipo de especie es raro que se desgarre. Cuando lo tengamos en nuestra manos, la forma de rematarlo es con el pinchapeces un poco por detrás de los ojos teniendo cuidado de no clavarnos ninguno de sus radios espinosos. No es necesario cuchillo, el pez es demasiado estrecho y podríamos herirnos al rematarlo.
Si es posible que produzca algunos sonidos, tipo a ronquidos, que como te comentaba son muy peculiares pero normales en esta especie. Como con cualquier pez cuanto antes lo rematemos mejor, de nada vale el que sufra. Y recuerda, mi consejo es que una vez asegurado en el pinchapeces disfrutes un rato observándolo con tranquilidad.

Pez de San Pedro a jigging.- Esta técnica de pesca, llamada jigging, tiene su nombre a partir del tipo de señuelo utilizado: el “jig”. Consiste en un gancho moldeado, generalmente de plomo, con forma de pez. Los jigs están pensados para recrear el movimiento vertical de un pez que se dirige a la superficie, por eso también conocemos la técnica como “pesca vertical”.

¿Qué es el jigging?. El jigging, también llamado pesca vertical se ha convertido en los últimos años en un fenómeno sin precedentes en la pesca deportiva mundial. Originalmente se practicaba de modo tradicional en Japón y hasta los años noventa no hay noticias de las primeras prácticas en Europa.
Esta modalidad de pesca, consiste básicamente en el uso de señuelos plomados desde embarcación que son dejados caer libremente al fondo. En este punto, el pescador va realizado recuperaciones rítmicas del sedal, al tiempo que ejerce una acción sincronizada a través de las flexiones de la caña. El objetivo no es otro que el de simular a un pez que huye erráticamente hasta la superficie. Esto resulta sumamente atractivo para grandes depredadores, hasta el punto de capturar piezas de tamaño muy importante.
Si bien, esta técnica nipona, requiere de un equipo especialmente preparado, de tal modo que pueda hacer frente a la lucha contra potentes depredadores. En los últimos años, se están empezando a diseñar cañas y carretes específicos para cada una de las tendencias sucedáneas del jigging.

Jigging.- Se denomina así al arte o modalidad de pesca recreativa desde embarcación, consistente en la recuperación de un señuelo con respecto a la vertical del barco.
Esta modalidad existe desde la antigüedad, siendo un sistema proveniente de las poblaciones situadas al norte del antiguo continente, quienes se valían para la confección de estos señuelos, de huesos, piedras y tejidos de origen vegetal.
Estos señuelos, denominados jigs, han sufrido modificaciones evolutivas hasta el día de hoy, pasando desde formas que asemejan a gran cantidad de animales marinos como "peces pasto", hasta los materiales, tales como metales, en la que el plomo goza de mayor popularidad y mejor efectividad.
En la actualidad se pueden adquirir infinidad de variedades y colores de cientos de fabricantes y marcas, quienes desarrollan todo tipo de investigaciones para la mejora de estos efectos.
El equipo habitual para la práctica de esta modalidad, se compone básicamente, de una caña o vara, un carrete y una línea madre de la que prende el jig; cada equipo dispondrá de unas características particulares, dependiendo del lugar, acción, así como del objetivo.

Actualmente se pueden adquirir infinidad de equipos y combinaciones entre vara, carrete, sedal y señuelo, siendo lo más apropiado el uso de carretes con una relación de baja ratio -vueltas de carrete por cada giro de la manivela-, 4:1, 5:1 , con el fin de imprimir un movimiento adecuado al señuelo; como curiosidad sobre los carretes diseñados para el jigging tropical, cabe mencionar, que algunos de ellos, sin llegar a pesar mas de un kilo, están mas que preparados para soportar una fuerza de frenado de hasta 40 y 50 kilos de preseión.
Con respecto a las cañas a utilizar, habrá de tener en cuenta que es una modalidad que se práctica desde embarcación, por lo que el tamaño de la caña sera de especial relevancia. Lo más cómodo y habitual, será la ultilizacion de varas que no superen los 200cm, con una flexibilidad y acción en directa relación con el gramaje del señuelo, al tiempo que sean lo suficientemente resistentes como para aguantar las acometidas de piezas colosales.

Por último y no por ello menos importante sera el uso de un sedal que cumpla con las exigencias del jigging, siendo lo más aconsejable, el uso de "líneas trenzadas" hechas de material acrílico, las cuales ofrecen altísima resistencia, un peso y resistencia a la corriente muy reducido, y un diámetro acorde con las exigencias del pescador; carecen de elasticidad, cualidad que consigue un estrecho y eficaz contacto y coordinación entre el pescador, caña y señuelo. Esta línea trenzada debe combinarse, mediante un nudo"allbright" con un monofilamento de fluorocarbono en el extremo, de aproximadamente diez metros de longitud, línea de de alta resistencia que permanecerá invisible ante los ojos del pez; de este terminal prenderá el señuelo mediante un quitavueltas o emerillón.
El señuelo podrá variar, según la modalidad de jigging a realizar, pasando desde los ya clásicos "peces metálicos", hasta los "shads", "kaburas" e "inchikus" -señuelos compuestos por vinilo y una bala o cabeza metálica
Sin ir más allá en los diseños, podemos establecer dos grupos: los duros y los blandos. Estos últimos consisten en un gran cabezal emplomado y un anzuelo simple, en el que se enhebra un pequeño cuerpo siliconado. Proporcionan un movimiento realista y son muy efectivos para aquellos peces que comen de manera lenta. Sin embargo, resultan menos efectivos en el fondo, bajan despacio y exponen gran resistencia a las corrientes.
Por otra parte, los jigs duros parecen hojas de un cuchillo, pueden ser largos o cortos y a diferencia de los blandos, bajan con rapidez y proporcionan grandes resultados en profundidad. Según la distribución del peso en la zona trasera o central, y lo asimétrico de su perfil, servirán mejor para pescar un tipo de pez u otro.

Los jigs están disponibles en una amplia gama de colores. Se ha comprobado que las tonalidades cromáticas influyen de diferente manera según la profundidad en la que se trabaje. Además, pueden presentar otro tipo de efectos adicionales, como brillo o fosforescencia, que podrían tener una incidencia importante a la hora de lograr un mejor desempeño durante el proceso de pesca vertical.
El peso, que varía según el modelo adquirido, oscila entre los 60g y los 400g y tiene un efecto directo en la velocidad de la caída.
Con respecto al movimiento del señuelo, podrá variar, dependiendo de la profundidad desde donde se realice la actividad, del señuelo empleado o de la pieza a lograr, pudiendo combinar toda clase de movimientos y recuperaciones a lo largo de la vertical; también resulta eficaz, el simple levantamiento del señuelo desde el fondo, dejándolo reposar a modo de bucle en diferentes profundidades, aliñado todo con derivas controladas al pairo o a garete -sin fondeo-, con el fin de llamar la atención de una presa y recorrer la máxima extensión posible.

Los lugares mas apropiados para la realización de este tipo de pesca, serán todos aquellos fondos accidentados, bien por rocas o por pecios, así como el resto de la masa acuática hasta superficie; la ayuda de un equipo de sondeo, confirmara la existencia de accidentes orograficos en las profundidades o la presencia de actividad bajo el casco.
Existen variantes del jigging que se valen de señuelos naturales, tanto vivos como inertes, siendo lo más habitual, el uso de cefalópodos o peces vivos, lastrados por piezas de plomo, estratégicamente colocadas, que harán que estos se sumerjan fácilmente y ayuden al pescador en su maniobra y control desde superficie.

Esta última modalidad de jigging, es más conocida por la denominación de "pesca al vivo", "live kab" o "jigging orgánico".Además del jig, el equipo básico para esta modalidad de pesca no es otro que la caña, carrete y línea de la que se sujeta el jig. Los componentes variarán en función de las características propias del lugar donde se realice la pesca.
Actualmente cualquiera de los elementos pueden adquirirse en una amplia gama de modalidades y existe una gran oferta de diferentes marcas. Incluso pueden adquirirse en forma de “packs para jigging”.
Al igual que otros tipos de pesca, no hay una caña que se adapte a todas las ocasiones. Una buena caña para jigging deberá ser ligera, permitir el movimiento en forma de parábola y ser lo suficientemente resistente para aplicar la fuerza necesaria para levantar al pez. Se recomiendan las que posean una medida entre 1,50 y 2,50 metros.

Se utilizan carretes de jigging o si se posee alguno con pocos rodamientos pero que sean fuertes y firmes.
Son víctimas potenciales de este último sistema, todo el conjunto de depredadores tanto bentónicos poblaciones que viven en estrecha relación con el fondo marino- como pelágicos (nadadores erraticos y migradores), encontrando entre ellos al cardumen de labridae, esparidae o túnidos.
Ventajas de la técnica. Es una modalidad de pesca bastante activa que no da lugar al aburrimiento mientras se practica.
Permite acceder a una gran cantidad y variedad de peces.
Puede realizarse a motor parado o a deriva, con el consecuente ahorro de combustible.
Permite recorrer y cubrir una amplia zona de pesca.

5 Consejos para Iniciarse en la Pesca a Jigging
1. Adquirir un equipo de iniciación. Como todavía no sabes si te va a gustar este tipo de pesca, lo recomendable es comprar un equipo de iniciación, porque si eliges uno excesivamente profesional y esta modalidad no llega a cautivarte, habrás malgastado dinero. Hay cañas muy bien de precio para iniciarse.

2. Empieza con zonas donde conozcas. Para el jigging es fundamental conocer el fondo en el que estás pescando y asegurarte de que hay vida ahí abajo. No arriesgues con nuevas zonas por descubrir o tu frustración matará la ilusión y el potencial de esta disciplina.
Elegir un día con condiciones de mar y viento estables y zonas alejadas de la pesca comercial o influencia  humana. Preferiblemente, como expusimos al principio, zonas con profundidades diferenciadas como los arrecifes o las formaciones rocosas, pues son los lugares preferidos de caza de los grandes peces depredadores. 
Hemos encontrado que estos peces encuentran irresistible el poder de atracción del Inchiku, movido correctamente paralelo al fondo, con corrientes entre 0,8 y 1,2 nudos.La profundidad mejor está (aquí en el Cantábrico) entre los 50 y 80 metros, en zonas donde abunda el cascajo.
Para ellos el color que se ha mostrado más eficaz ha sido el rosa-azul, y eso si, los pulpitos de Yamashita azul-plata.

3. Especies fáciles de capturar. Si empiezas a tentar a especies fáciles de capturar te garantizas el éxito y la diversión. Eso te ayudará a practicar el movimiento de la caña y el jig, algo fundamental en esta d disciplina y que solo se adquiere con experiencia. Un lugar ideal son los pecios o barcos hundidos, y una especie perfecta es el jurel o el dentón.
La velocidad del trabajo será proporcional al tipo de pez y a sus hábitos de alimentación, así como de las corrientes propias del lugar. En principio, se recomienda iniciar desde el fondo con tiros largos, suaves y lentos e ir incrementando la fuerza y el ritmo en la medida que se vaya subiendo. No hay ‘un’ ritmo sino que hay que ir experimentando diversas secuencias hasta obtener la más efectiva y aquella que permita optimizar las capturas.

4. La importancia de la forma física. En esta pesca es muy importante tener los músculos del torso y los brazos a tono, para lo que te recomiendo calentar un poco antes de realizar la pesca. Debemos empezar siempre la jornada con movimientos suaves y lentos, y poco a poco conforme calientes el cuerpo, ir subiendo el ritmo de la pesca. También es mejor empezar con jigs ligeros de unos 90 gramos para ir acostumbrándote.
Finalmente, una buena condición física permitirá realizar la práctica del jigging de manera constante y óptima, explorando las posibilidades de ejecución hasta encontrar el ritmo más adecuado a su contexto de pesca.

5. Cambia de sitio a menudo. En esta modalidad es importante cambiar en varias ocasiones el lugar sonde pescas, así los peces no se molestan excesivamente. Es muy importante no acabar con las especies arrasando con todos los habitantes de una zona.
Por otra parte si después de dejar caer el jig durante ocho o diez minutos no obtienes picada, marcha a otro punto a probar suerte. Recuerda que el jigging es una pesca muy dinámica y no hay anclas que recoger. Lo habitual es probar de 10 a 20 sitios por jornada de pesca.
La Pesca con Profundizador.- Es evidente que cuando nos planteamos pescar con profundizador buscamos determinados peces que son muy difíciles de capturar cerca de la superficie. Para ello es importante saber cómo se comportan los peces en relación a la profundidad.

Las diferentes especies de peces tienen hábitats muy distintos en relación a la profundidad. Mientras unos nadan en la superficie de lagos y mares, otros nunca se separan más de 5 metros de él e incluso algunos viven permanentemente en el fondo. Las especies que desarrollan toda o la mayor parte se su actividad en aguas más profundas son las que tenemos como objetivo a la hora de plantearnos usar un profundizador para nuestra actividad de pesca.
También encontramos especies que desarrollan su actividad y viven en cavidades del fondo rocoso. En este caso, la única técnica para conseguir su captura pasa por utilizar cebo vivo o señuelos artificiales moviéndolos delante de ellos desde nuestra embarcación, pero éstas quedarán fuera de nuestro objetivo al plantearnos pescar con profundizador.

Pez de San Pedro.- Es un pez solitario que se encuentra a diferentes cotas de profundidad, entre los 30 y los 200 metros. Casi siempre sobre fondos blandos, donde encuentra su alimento, sean peces o crustáceos. Es de movimientos lentos y utiliza el camuflaje de sus aletas para ingerir a sus presas con un rápido movimiento de succión de su enorme boca. Para capturarlo deberemos navegar entre 1,5 y 2 nudos de velocidad.

LA RECETA.- SAN PEDRO AL HORNO.- Ingredientes.
1 Kg San martiño
2 cebollas medianas blancas de máxima calidad
2 patatas medianas
0.5 limón
Aceite
Sal 1
1/4 litro de vino blanco

Elaboración.- En primer lugar limpiamos el Pez de San Pedro con agua fría, eliminando las vísceras y la membrana peritoneal que posee.
Si preparamos un pez entero le haremos unos cortes no muy profundos a lo ancho y en ellos se intercala unas rodajas finas de limón. Se sala el pescado y se rocía con el zumo de limón.
En una fuente de horno con un chorro de aceite se dispone el pescado y se pone a hornear a unos 180 ºC durante unos 8 minutos. Entre tanto, aparte, en sartén con aceite, se pocha la cebolla, se añaden el vino blanco y da unos hervores. Se saca la fuente del pescado del horno y se vierte la cebolla (con el caldo de vino) sobre el pez. Alrededor se disponen las patatas cortadas en panadera y previamente medio fritas en aceite.
Hornear de nuevo a 180 ºC durante unos 20-25 minutos, regando de vez en cuando con el propio jugo del asado, hasta que se vea que la espina central despega fácilmente de la carne. Se sirve el pescado en la misma fuente.

Zeus capensis - San Pedro del Cabo.- Es una especie de pez zeiforme, (son un orden de peces marinos Teleosteros del superorden Acanthopterygii, la mayoría de las especies habitantes de aguas profundas de todos los océanos.), de la familia Zeidae.

Características.- Tienen el cuerpo oval y con una gran cabeza, alto y comprimido, con la línea lateral curva en el centro de los flancos. Es de un color gris plateado, mancha oscura indistinta en o por encima y por debajo, midiendo alrededor de unos 90 cm. Presenta dos aleta dorsal con 9 - 10 radios espinosos y 22 - 24 radios blandos; dos aletas anales con 4 radios espinosos y 20 - 22 radios blandos. la aleta caudal es homocerca; las aletas pélvicas pueden tener espinas o no. Branquiespinas rudimentarias. Normalmente tienen la mandíbula enormemente distensible.

Que Come.- Se alimenta de una gran variedad de peces, cefalópodos y crustáceos.

Donde Vive.- Es un pez marino encontrándose en la parte inferior entre dos aguas y que vive a una profundidad de entre 35 y 200 metros. Medio ambiente marino, subtropical, demersal. Se puede encontrar en la parte occidental del océano Índico, cerca de las costas de Mozambique y alrededor del cabo de Buena Esperanza, lugar de donde toma su nombre común.
Es apto para el consumo humano vendiéndose fresco o congelado en los mercados.